Agua consumida por habitante

Los países más cálidos soportan mayores pérdidas de agua por evapotranspiración en sus cultivos y por ello presentan mayores valores de consumo por habitante.

Fuente: http://www.waterfootprint.org

El cálculo de la huella hídrica es complejo, pues hay que integrar parámetros climáticos, económicos o sociodemográficos, pero su correcta evaluación resulta imprescindible para poder planificar políticas de gestión del agua eficientes a escala global.

Por ejemplo, desde un punto de vista ambiental, puede resultar mucho mejor importar un determinado cultivo o producto industrial que producirlo en el propio país.

El mapa de abajo muestra, por países y en relación a su tamaño real, como los países usan más o menos agua de la que disponen de un modo renovable.

Agua virtual consumida por habitante 

Fuente: worldmapper.org

Aquellos que usan más agua de la disponible según sus flujos naturales, aumentan de tamaño, y aquellos que lo hacen muy por debajo disminuyen su tamaño. América del Sur, que dispone de casi un cuarto de los recursos mundiales de agua dulce renovable, prácticamente desaparece del mapa.